Historias para No Dormir: el clásico de nuestra infsncia

¿Recuerdan las series televisivas The Twilight Zone y Alfred Hitchcock presents? Pues bien, en España también había una serie que rescataba el espíritu de esos programas televisivos: Historias para No Dormir, conducido por Chicho Ibañez Serrador. En este programa, que hoy es recordado por cumplirse 50 años de su emisión, el conductor presentaba obras de terror y de ciencia ficción, y, a modo de homenaje, recreaba la introducción de Alfred Hitchcock en su clásico programa. Las historias provenían desde distintos países, siendo estos Inglaterra, Alemania o Estados Unidos, además de España. De hecho, fue gracias a este programa que se dio a conocer a Ray Bradbury, el gran autor de ciencia ficción norteamericano, en el país.

Chicho fue discípulo de Alejandro Casona, y gracias a él aprendió el arte del relato. Casona solía decirle a Chicho que todo lo que emprendiera debía ser ameno, porque de no serlo, se avanzaría con dificultad. Ibañez Serrador continuó el legado de su maestro, para poder definir por sí mismo que para informar debía hacerse con entretenimiento, de modo tal que se ganara la atención de su espectador. Gracias a esto, supo construir las herramientas necesarias para conducir su clásico, que iba de once menos cuarto a doce menos cuarto de la noche.